Las tradiciones de fin de año más curiosas del mundo

A la hora de despedir al año que pasó y darle la bienvenida al nuevo, algunos países tienen tradiciones llamativas y curiosas que vale la pena conocer.

Estamos a nada de que se termine el 2017 y arranque el 2018 y hay países que ya están preparando sus festejos especiales. Es que de acuerdo a sus tradiciones culturales, cada uno tiene su manera para darle la bienvenida al nuevo año.

En Australia, por ejemplo, además de tirar fuegos artificiales de todos los colores en el Teatro de la Opera de Sidney, la gente sale a las calles a hacer ruido con lo primero que encuentren: tocan música, silban, cantan, tocan la bocina y hasta hacen ‘cacerolazos’.

En México, la costumbre tiene que ver con la ‘limpieza’: a las doce, todos los presentes toman una escoba y barren la casa de adentro hacia afuera para sacar la mala energía. También tienen preparadas sus valijas para sacarlas a dar una vuelta manzana a las corridas y así augurarse muchos viajes para el nuevo año.

En Dinamarca y a diferencia de lo que ocurre durante la Navidad, la gente no se reúne con su familia sino con sus amigos. Los festejos comienzan a las 18, cuando la Reina da su discurso anual de fin de año y a las doce, cuando suenan las doce campanadas del ayuntamiento de Copenaghe, rompen toda la vajilla usada en la comida, lo que simboliza la amistad porque entre más platos rotos, más amigos. ¡Insólito!

En Escocia, la tradición es un festival conocido como Hogmanay, a donde asisten 100 mil personas al año aproximadamente. En éste se mezclan tradiciones más modernas con algunas ancestrales. La fiesta comienza con un desfile de antorchas que forma un enorme río de luz y termina quemando una gran nave de madera al estilo vikingo. Al final, brindan un enorme show de fuegos artificiales. Segundos antes de terminar el año, todos se toman de las manos y cantan la canción típica Auld Lang Syne.

En países latinoamericanos como Panamá, Ecuador y Honduras entre otros, se estila elaborar un monigote o ‘año viejo’ al que decoran con rostros (ficticios o de personajes famosos), rellenan de acerrín y cohetes, y visten con ropa vieja. Estos muñecos representan lo viejo y al quemarlos se da inicio a lo nuevo, y proyectar el futuro.

En España, además de comer las pasas de uva siguiendo las campanadas, las familias dejan la comida sobrante encima de la mesa de año nuevo para las ‘ánimas’, o el espíritu de los familiares que ya no están.

Sin embargo, hay otras costumbres que exceden las tradiciones de un solo país y se convirtieron en algo común para personas de todo el mundo. Por ejemplo, las mujeres suelen elegir usar bombachas de color amarillo al revés. El color es para propiciar la suerte en el nuevo año y el hecho de que esté al revés es para que llegue mucha ropa nueva. También hay quienes se levantan y sientan de la silla siguiendo las campanadas para conseguir novio. Otros, se intercambian prendas con sus parejas para una relación duradera. Otros se tiran un vaso de agua o sal por encima del hombro para ‘limpiar’ la suerte, y muchos ya tomaron la costumbre española de comer doce pasas de uva, cada una pidiendo un deseo y siguiendo las campanadas.

Y vos… ¿qué tradiciones tenés en tu casa?

 

Sponsors – Direccion General de Rentas de la Provincia de Misiones

Sea el primero en comentar

Haga un comentario