Hugo Passalacqua: “Hay que estar en la calle, no importa la hora o si llueve”

El Gobernador de la provincia transita la segunda mitad de su mandato y no afloja en un concepto que considera fundamental: la cercanía con la gente.

“La alta política es el esfuerzo que uno pone para tratar que la gente esté un poquito más feliz cada día”. Con esa concepción ideológica  -también espiritual-, que se suma a la defensa de “lo propio”, el Misionerismo, Hugo Passsalcqua describe los esfuerzos de su gestión para generar desarrollo durante un reportaje exclusivo realizado en la nueva redacción de Revista Códigos.

Considera que la clave es “la cultura de trabajar juntos” entre Nación y Provincia, pero sin relegar identidad y autonomía en ello, marcando un rol opositor.

El paso de Macri por Misiones en su última visita presidencial dejó algo más que gestos institucionales. Fue clara la predilección del mandatario por la tierra colorada, y en este marco, la capacidad de Passalacqua de “achicar distancias” para conseguir obras e inversiones se destaca frente a la compleja economía del país, que se impone con fuerza aún mayor en la región del Nea.

“Se sale con voluntad y ganas, empujando juntos del carro. Después habrá momentos de dirimir diferencias, para eso están las urnas, y no hay que perderse en la maraña de la pelea estéril”, sostiene el hombre de Oberá.

Párrafo aparte le dedicó a la lucha contra el narcotráfico, la que viene dejando resultados históricos en Misiones en cuanto a incautación de droga y detenciones.

La economía para el 2018, el discurso de 1° de mayo y la política de cara al 2019, todo a continuación.

¿Qué dejó la visita de Macri a la provincia?

Cualquier presidente que vaya a un lugar, es el país el que está yendo a ese lugar. Fue una forma de honrar a todos los misioneros. Insisto en eso porque somos opositores, somos acordes políticos distintos.

Lo distintivo fueron los dos días con una agenda apretada, donde charlamos muchísimo, y que se haya quedado a dormir con su familia.

Solos no se sale de ninguna situación compleja como en la que estamos. Se sale con voluntad y ganas, empujando juntos del carro. Después habrá momentos de dirimir diferencias, para eso están las urnas, y no hay que perderse en la maraña de la pelea estéril. Nación y Provincia podemos establecer la cultura de trabajar juntos, aunque no pensemos igual, sumando energía y fuerzas.

¿En qué le suma a Misiones esta buena relación?

El estar cerca del Presidente, por decirlo de alguna manera, nos posibilita acceso y pedir lo que necesitamos. Reclamamos lo que corresponde a Misiones en el marco de sumo respeto, como también pedimos que se nos respete en nuestra idiosincrasia e ideología, en nuestra forma de ser misioneristas.

La Renovación es un proyecto provincial, no somos un esquema nacional, pero podemos llevarnos bien de la mano. Y está demostrado que así es. Hemos conseguido cosas para Misiones con ese buen trato, con esa forma de reclamar sencilla, austera y respetuosa.

 

¿Le hubiera gustado escuchar anuncios más concretos para resolver, por ejemplo, el impacto económico de las asimetrías de frontera?

Las asimetrías son un tema importante sobre todo para Posadas. Iguazú también lo siente pero en menor medida.

Con Paraguay la cosa está complicada, y sí, hubiese esperado una mejor respuesta. Nosotros hemos reclamado infinitas veces ciertas políticas con respecto a las naftas.

El tema energético para nosotros es muy importante. El Nordeste argentino consume 50% más per cápita que el promedio nacional, porque no tenemos gas. Entonces ahí hubo un nuevo gesto y reclamamos los cuatro gobernadores, los cinco porque estaba el de Entre Ríos también.

Hicimos un reclamo porque nosotros vivimos de la energía eléctrica. La necesitamos y otras provincias no tanto porque, repito, tienen el gas y allí viene esto de alinearnos a la tarifa nacional en el doble de tiempo, con un 50% de rebaja, también por un tiempo. Eso fue un logro.

Si esperábamos más anuncios sobre el tema de las asimetrías… y probablemente sí, pero eso tiene que ver básicamente con políticas monetarias, salvo la reglamentación del Artículo 10 de la Ley Pyme, que le daría ciertas ventajas a aquellas empresas que se radiquen en zonas de frontera.

¿Puede haber un acuerdo político con la Nación de cara al 2019? ¿Hablaron del tema con Macri?

Sería una irresponsabilidad tocar el tema. Falta muchísimo tiempo y sería imprudente. La gente despreciaría una charla de ese tipo. Necesita llenar la olla, tener trabajo, que el colectivo pase por su esquina, que el chico vaya a la escuela y que la escuela esté abierta.

Tenemos que pensar en la vida de la gente. En ese Juan, Pedro, María, y hoy a ellos no les interesa en absoluto un acuerdo electoral, esa cosa de laboratorio.

 

¿Cómo será la economía de este año en la provincia?

La economía no está fácil pero Misiones va por buen camino. Cerramos, por ejemplo, un acuerdo con una empresa italiana de biomedicina para que se instale en el Parque Industrial de Posadas. Lo mismo con la fábrica alemana-polaca Lux, de luminarias led. La de biomedicina es única el en tema de la insulina. Después del mundial de fútbol estaremos inaugurado la fábrica de motos de batería de litios también única en Sudamérica.

Estamos conformando nuestra propia economía y trabajando muy fuerte en el sector rural en los microemprendimientos; en la gastronomía y el turismo. Es decir, tenemos un modelo económico bien nuestro, no quiero decir de sustitución e importación con el resto del país, pero es la base de nuestra concepción misionerita renovadora ser dependientes de nosotros mismos y bastante independientes del arco hacia el Sur, y lo estamos logrando despacito.

Tenemos hoy un crecimiento superior a la media nacional. Somos la provincia número 23 en tamaño, pero sin embargo la octava economía. Hay una cosa especial en el misionero y eso no se puede negar.

Si uno puede administrar esa energía social productiva en el circuito económico, para que quede dentro de los límites de la provincia, tenés casi una economía propia. Entonces, en un marco de dificultad nacional, somos una provincia no endeudada con las cuentas equilibradas.

¿Este equilibrio permite dar luchas como la del narcotráfico?

A la gente le puede parecer abstracto, pero tener las cuentas en equilibrio es una cosa muy importante, sino estaríamos todos los meses destinando dinero a pagar deuda en lugar de hacer una escuela por semana, en lugar de poner más policías en la calle, darle tecnología, chalecos antibalas, un helicóptero para procedimientos contra el narcotráfico, un escáner. Estamos invirtiendo y haciéndolo en un momento difícil.

La pelea con el narcotráfico es durísima. Es una decisión que la considero acertada y muy arriesgada porque estamos peleando con un enemigo que no tiene forma, que no tiene cara, y hay que hacerle frente en conjunto con las fuerzas federales, y por fortuna trabajamos muy bien combinando esfuerzos.

Era un reclamo de la sociedad y del mío mismo como ciudadano, porque mucho pasaba y mucho quedaba, y eso es malo. Era un trabajo de los federales pero nos parecía que había que poner el cuerpo. Por suerte nuestra Policía es sana y tenemos un muy buen ministro que está al frente.

Hemos secuestrado 2 mil por ciento más droga que el año anterior. Antes era muy difícil agarrar a uno: hoy tenemos a 400 en prisión y procesados. Esto demuestra que nuestra sociedad también colabora, nos exige y empuja. Creo que estamos a la altura de las circunstancias aunque falta mucho.

 

¿Podemos esperar anuncios para el 1° de mayo?

Me gusta hacer proyectivas y no anunciar cosas. La política del anuncio no va con mi personalidad. Antes de eso prefiero cortar cintas e inaugurar, y que de pronto aparezca eso que estimula a la gente y a mí mismo.

El 1° le diremos a la gente dónde estamos parados, el estado en que se encuentra cada área de la provincia y qué se planifica hacer en cada una de ellas.

 

Alguna vez dijo que le ‘pichan los funcionarios que se quedan en el aire acondicionado’… ¿Cómo es el trato con su gabinete?

Para que las cosas funcionen muchas veces hay que marcar la cancha, y sobre todo a las personas que son mis compañeros de trabajo. La gente nos paga el sueldo y hay que estar al servicio de ella, no hay que dormirse.

Muchas veces la comodidad del aire acondicionado es más linda. Esa vez me enojé mucho porque era un día de siesta de mucho calor en Tres Capones. Hay que estar en la calle, no importa la hora o si llueve. Realmente me piché y me picho cuando no se está cerca de la gente.

Si fuese un momento de holgura quizás no insistiría tanto, pero en un tiempo difícil hay que estar al lado de la gente, física y emocionalmente, mirándolos a los ojos y diciéndoles lo que pensás y podés hacer, sintiendo lo que sentís. Y desde un despacho con aire acondicionado no te vas a enterar nunca. Te la van a contar: no es lo mismo que verlo y sentirlo.

Me voy a esmerar hasta el último día para que esto ocurra cada vez más. Y quiero que mis compañeros de trabajo se comporten así. Es la acumulación de la energía y fuerza de la gente, para hacer que la gente esté un poco más feliz.

 

¿Se detiene a pensar alguna vez qué futuro político le gustaría en lo personal?

Mi definición de la alta política es el esfuerzo que uno pone para tratar que la gente esté un poquito más feliz cada día. Esa es la alta política. Si comenzás a pensar en vos en lugar de la gente, la gente se da cuenta al medio segundo y me parece que no es productivo.

Es una brutalidad perder la oportunidad de ayudar a la gente. Ser gobernador es una gran responsabilidad. Esa oportunidad que te da Dios, el pueblo y su voto. Si te lo perdés sos un imbécil.

 

Palabras del Gobernador hacia el equipo de Códigos

Al inicio de la entrevista, Passalacqua destacó la nueva redacción de Códigos y dijo que “cualquier misionero que pone su esfuerzo y apuesta al futuro, desde un maxi kiosco en un barrio o un medio de comunicación, merece todo el apoyo y estímulo, porque está contribuyendo”.

“El as en la manga que tiene Misiones es el misionero. Esa capacidad de rebeldía de mejorar, volver a intentar, empujar y dar un paso hacia adelante, es fabuloso. Es una provincia fabulosa”.

 

revistacodigos.com

Sponsors – Direccion General de Rentas de la Provincia de Misiones

Sea el primero en comentar

Haga un comentario