Acuerdan estrategias para fortalecimiento del sector olero de Misiones

Tras haber censado a 571 familias (con más de cuatro integrantes cada una) en 29 municipios de la provincia desde el 2016, y habiendo aprobado la Ley Provincial del Olero, se comienza a trabajar en la reglamentación.

El Ministerio de Industria de la provincia viene trabajando con los oleros de toda la provincia a fin de interiorizarse sobre su problemática.

Las líneas principales de acción se desprenden de las prioridades de la Mesa Provincial de trabajo y los problemas relevados con el censo permanente que se realiza en 11 departamentos en las localidades  de Apóstoles, Azara, San José, San Javier, Candelaria: Bompland, Santa Ana, Loreto, Posadas, El Soberbio, San Vicente, Iguazú, Leandro N. Alem, Arroyo del Medio, Caa yarí, Dos arroyo, Pto. Rico, Capioví, Garuhapé, Ruíz de Montoya, Campo Ramón, Campo Viera, Guaraní, Oberá, Jardín América, Corpus, Gobernador Roca, Hipólito Irigoyen, Itacaruaré y San Javier.

Entre los problemas más fuertes está la necesidad de equipamiento, herramientas, capacitación, provisión de tierras y la comercialización.

El ministro de Industria, Luis Lichowski, destacó que “muchas veces venden el lote de su producción en el orden de los 500 pesos mientras que el intermediario las vende de 1000 a 1500, aprovechándose de su situación de necesidad para salvar urgencias”.

“Entonces uno de los temas centrales a mejorar es la facilitación de comercialización y mecanismos de ventas para que puedan evitar los intermediarios y obtener los beneficios de su trabajo”, remarcó.

El decreto próximo a salir formaliza la Mesa Provincial de Oleros que tendrá un representante de cada municipio elegido por los productores locales. A través de la Mesa, que ya se encuentra trabajando de manera continua con el Ministerio, se los provee de equipamiento, mientras se avanza en la construcción del Polo Olero en el Parque Industrial Posadas, como centro productivo con tecnología moderna para diversificar y generar nuevos productos a escala.

Según remarcaron desde la Mesa, los principales puntos a resolver son lograr satisfacer las necesitas básicas, como la alimentación, la vestimenta, el seguro de salud y el acceso a la educación formal de los niños y jóvenes.

“Surgió con fuerza la idea de dotar a la Mesa Provincial del Olero en una entidad con personaría jurídica, para que pueda funcionar como mutual y contemplar una asistencia permanente”, indicaron.

Otro de los problemas a trabajar es la remediación de los suelos de donde se extrae el material. Así  surgió la necesidad de tapar, con un plan integral coordinado por minería, para que no queden zonas perjudiciales. También se advirtió la posibilidad de ocupar tierras fiscales para poner a su disposición, dando productividad a la misma, eliminando las zonas no aptas y evitando pozos arbitrarios que afectan ambientalmente.

Los desafíos son fortalecer la estrategias de diversificación productiva para que no tengan dependencia en épocas crisis con un monoproducto, dándole otro tipo de producción que equilibre sus ingresos lo cual se trabajará con el Ministerio del Agro.  Además se prevé implementar que los organismos públicos incentiven a los municipios para que compren un porcentaje de ladrillos artesanales para las obras locales.

MISIONESONLINE.NET




Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *