La Legislatura creó el Programa de Agricultura Urbana en la provincia

En la sesión de este jueves, la Cámara de Representantes de Misiones estableció el Programa Provincial de Agricultura Urbana, cuya Autoridad de Aplicación será la Secretaría de Estado de Agricultura Familiar y será para contribuir a alcanzar la soberanía alimentaria y el consumo de alimentos con métodos sostenibles.

La Ley engloba bajo el concepto de “Agricultura Urbana” a dicha práctica, a la agroecología urbana, huerta urbana, huerta pública comunitaria, huerta privada, y al compostaje.

Los objetivos del Programa Provincial de Agricultura Urbana son los siguientes: promover formas alternativas de consumo y producción de alimentos que generen menor impacto negativo en el ambiente; fomentar la gestión sostenible de los recursos naturales a través del desarrollo de prácticas agroecológicas y la utilización de material reciclado para el armado de las huertas urbanas; estimular en los municipios el desarrollo de huertas urbanas orientadas a la seguridad alimentaria y mitigación ambiental; generar espacios de capacitación y formación en agroecología urbana, agricultura sostenible e inteligente, educación ambiental, alimentación soberana y cambio climático; estimular el emprendedurismo de agricultores urbanos; favorecer la adecuada gestión de los residuos sólidos urbanos con diferentes técnicas de compostaje y uso de los insumos obtenidos; propiciar el aprovechamiento de fuentes de energías renovables y gestión integral de los recursos hídricos.

Es importante destacar que esta norma exige que las técnicas utilizadas para la producción en el marco del Programa deben ser de naturaleza agroecológica, promoviendo el empleo de Buenas Prácticas Agrícolas (BPA) incluida la asociación de cultivos, el mejoramiento y conservación de los suelos, el intercambio de semillas, el reciclaje de residuos, el riego eficiente y el aprovechamiento de agua pluvial. Se limita el uso de fertilizantes químicos, herbicidas, fungicidas, hormiguicidas y cualquier otro producto necesario, con excepción de aquellos que sean de origen natural.

revistacodigos.com