Bolsonaro: “Si siguen con las cuarentenas habrá caos social, saqueos y cortes de ruta”

En medio del colapso sanitario el presidente de Brasil sostiene su discurso anticuarentena al tiempo que intenta atajar la vuelta de Lula a la arena política.

En medio del colapso sanitario y la irrupción del líder opositor y ex mandatario Luiz Inácio Lula da Silva como rival electoral, el presidente Jair Bolsonaro advirtió este jueves que, si los gobernadores no cesan con las cuarentenas, el país ingresará en el caos social, con saqueos a supermercados y cortes de ruta por falta de ingresos.

Bolsonaro lanzó esta advertencia al comentar el toque de queda en el Distrito Federal de Brasilia y en el estado de San Pablo, que pretende retirar de circulación por dos semanas a 4 millones de personas para evitar un colapso en el sistema hospitalario que ya está ocupado al 87%.

“¿Hasta cuando resistirá nuestra economía? Porque si colapsa, será un desgracia. Podremos tener en breve invasión a supermercados, prenderán fuego a los colectivos, huelgas, piquetes, cortes de ruta. ¿Adónde vamos a llegar?’, afirmó el mandatario, gritando, al lado del ministro de Economía, Paulo Guedes.

En medio de la aprobación en el Congreso de un nuevo subsidio por cuatro meses a la población más vulnerable y tras dos días de récords de muertos por el colapso en general en gran parte del país -incluso en los tres estados sureños fronterizos con Argentina-, el regreso de Lula se sintió con especial fuerza en el oficialismo.

A tal punto que la reaparición de Lula el miércoles permitió cerrar filas con Bolsonaro al díscolo vicepresidente Hamilton Mourao, general retirado que admitió que se politizó el combate a la pandemia y afirmó que el líder de PT “está viejo” y que si se presenta en 2022 “perderá las elecciones”.

“Nosotros somos digitales y Lula es analógico”, afirmó Mourao, quien admitió podría no formar parte de la fórmula con Bolsonaro para la relección el año que viene.

Lula, líder del Partido de los Trabajadores y ex presidente entre 2003 y 2010, recuperó el lunes sus derechos políticos para ser candidato en octubre del 2022 luego que un juez de la corte suprema anulara dos sentencias en su contra por incompetencia del ex juez de Lava Jato, Sérgio Moro.

“La entrada de Lula como posible candidato cambia todo el tablero. Está claro para todas las fuerzas políticas y económicas que no hay un tercer candidato, que habrá Bolsonaro o Lula”, dijo Alberto Almeida, analista del Instituto Brasilis y autor de “El Voto del Brasileño”.

Según Almeida, “el mundo político confía en Lula y veremos ese proceso acelerándose”.

revistacodigos.com