La otra cara de los radares y las fotomultas: salvan vidas y reducen los accidentes de tránsito

Las estadísticas de la Policía lograron comprobar una disminución de hasta 75% de los accidentes y una fuerte caída de la mortalidad vial en lugares donde se instalaron radares y las fotomultas.

En los últimos meses un pequeño grupo de personas realizó reclamos en contra de los radares y fotomultas que están ubicados estratégicamente en diferentes puntos de Posadas y de las rutas nacionales para evitar accidentes y captar infracciones de tránsito.

El argumento de las protestas es que “no están señalizados”. Sin embargo, ninguna ley obliga al Gobierno a señalizar los radares. Al contrario, los conductores son los obligados a respetar las normas de tránsito a pesar de que existan o no radares y cámaras fotográficas.

Desde la implementación de estas herramientas en las rutas y cruces peligrosos, de acuerdo a la Ley XVIII – N° 40 que regula el Régimen Provincial de Control de Velocidad del Tránsito Vehicular, mediante la utilización de radares fotográficos y equipos de medición (Cinemómetros) en la provincia de Misiones, disminuyeron notablemente los siniestros viales y la cantidad de fallecidos en los mismos.

radares y fotomultas

En este sentido, en zona de radares la cantidad de choques pasó de un promedio de 13 en el 2018, a totalizar 2 este año. El período tomado para la muestra a través de la cual se recolectaron estos datos, es de enero a julio.

El punto clave más relevante es que en los lugares dónde hay radares fijos, directamente no se registraron accidentes. Es decir que cumplieron su función que es que los conductores reduzcan la velocidad y así cuidar la salud de conductores y peatones.

Un caso muy simbólico ocurre en el KM 1.365 de la Ruta 12, el radar móvil de Santa Cecilia: allí se redujeron los choques un 75%.

En cuanto a las víctimas fatales, también hubo una merma importante. Hoy Misiones registra un 60% menos de fallecidos en comparación con la misma fecha que en el 2018. Cuatro años atrás hubo 259 víctimas entre enero y julio, mientras que este 2021 tuvo 102 fallecidos.

Estas cifras sirven para comprender la importancia de respetar las reglas viales y entender que, a mayor concientización, mayor seguridad para todos, ya que la mayoría de los accidentes de tránsito se debe a errores humanos, a impericias que no corresponden.

Cuadro comparativo en accidentes de tránsito:

radares y fotomultas

Otro aspecto a tener en cuenta es el tipo de geografía que tiene Misiones. La sinuosidad y las subidas y bajadas de su ruta, sumado a la velocidad, generan un combo que incrementa de manera notoria la peligrosidad.

Por este motivo la implementación de estos radares y fotomultas, más allá de las quejas de los infractores, está comprobado que es una herramienta muy importante para evitar situaciones de riesgo, heridos y pérdidas de vidas humanas.

En los países más avanzados del mundo se han dispuesto radares y fotomultas con resultados exitosos.

El próximo paso, de acuerdo a las conclusiones del Gobierno, es que es necesario que los municipios deben acompañar y poner en práctica estas políticas dentro de los ejidos urbanos donde mayormente se observan un creciente número de accidentes.

Para ello, es importante que tanto la educación vial formal, como la no formal y las tecnologías deban ser las protagonistas como herramientas de cambio con mirada hacia el futuro.

Radares y fotomultas: las infracciones

En Misiones se establecieron montos mínimos para la primera instancia administrativa de las infracciones. Cuando hay un juzgamiento administrativo que demanda presentación de pruebas, apelación y análisis de la infracción, la situación es diferente y el infractor se somete a lo que establecen las normativas.

El incumplimiento de las transgresiones viales se establece por unidades fijas (equivalentes al valor de un litro de combustible) con un mínimo y un máximo que determina el organismo de juzgamiento.

En tanto, las infracciones se cargan a los sistemas nacionales. Está basado en una legislación nacional que, si bien tiene un efecto posterior de prevención, es un sistema punitivo.

A los conductores que pretenden ir a renovar su carnet o realizar la transferencia de un vehículo se le notifica si tienen infracciones, desde ahí se inicia el proceso para su posterior tratamiento.

Los datos comprueban que en varios puntos de la provincia hubo una brusca disminución de transgresiones de los semáforos (cruzar en rojo) en los puntos donde se encuentran cámaras que captan dichas inconductas.

De acuerdo a lo que menciona la Ley XVIII – N° 40 en el Capítulo II, Artículo 9; las infracciones son juzgadas en el ámbito provincial por la Unidad Administrativa de Control de Infracciones, en tanto en los municipios por la Justicia de Faltas Municipal.

El artículo 9 de la misma señala que las infracciones “detectadas por los medios mecánicos y electrónicos establecidos en la presente Ley, cometidas en rutas, caminos, autopistas, autovías o semiautopistas provinciales o nacionales en el territorio de la Provincia, inclusive las que atraviesan el ejido urbano municipal, son juzgadas por la Unidad Administrativa de Control de Infracciones Provincial”.

Para saber si cuenta con infracciones, puede ingresar al sitio de Consulta de infracciones de la provincia https://monitoreovialmisiones.info/infracciones/consulta

misionesonline.net