El número de muertos en las inundaciones de Pakistán se acerca a los 1.500

El diluvio provocado por lluvias monzónicas récord y el derretimiento de los glaciares en las montañas del norte, afectó a 33 millones de personas.

Las inundaciones sin precedentes que sumergieron grandes extensiones de Pakistán dejaron unos 1.500 muertos, mientras que las autoridades informaron que cientos de miles de personas seguían durmiendo al aire libre después del desastre.

El diluvio, provocado por lluvias monzónicas récord y el derretimiento de los glaciares en las montañas del norte, afectó a 33 millones de personas de una población de 220 millones, arrasando casas, vehículos, cultivos y ganado con daños estimados en $ 30 mil millones.

El recuento de muertos es de 1.486, con unos 530 niños entre ellos, dijo la Autoridad Nacional de Gestión de Desastres, al publicar su primer total en todo el país desde el 9 de septiembre.

Cientos de miles de personas se han quedado sin hogar por las inundaciones en la provincia sureña de Sindh, y muchas duermen al costado de las carreteras elevadas para protegerse del agua.

“Hemos estado comprando tiendas de campaña de todos los fabricantes disponibles en Pakistán”, reveló el jueves el primer ministro de Sindh, Syed Murad Ali Shah, en un comunicado.

Aún así, un tercio de las personas sin hogar en Sindh ni siquiera tienen una tienda de campaña para protegerse de los elementos, dijo.

En las últimas semanas, las autoridades construyeron barreras para mantener las aguas de la inundación fuera de estructuras clave como centrales eléctricas y viviendas, mientras que los granjeros que se quedaron para intentar salvar su ganado se han enfrentado a una nueva amenaza, ya que el forraje comenzó a agotarse.

El gobierno pakistaní y las Naciones Unidas culparon al cambio climático por el aumento de las aguas tras las temperaturas veraniegas récord.

Pakistán recibió 391 mm (15,4 pulgadas) de lluvia, o casi un 190 % más que el promedio de 30 años, en julio y agosto. Eso subió al 466% para la provincia de Sindh, una de las áreas más afectadas.

Los vuelos de ayuda de los Emiratos Árabes Unidos y los Estados Unidos llegaron el jueves, informó el Ministerio de Relaciones Exteriores, en tanto que las Naciones Unidas evaluaban las necesidades de reconstrucción.

niñ

Las víctimas de las inundaciones se reúnen para recibir alimentos en un campamento, luego de las lluvias e inundaciones durante la temporada del monzón en Sehwan, Pakistán-Foto: NA-Reuters/Akhtar Soomro.

Fuente: El Misionero